ONU denuncia «extraordinariamente alto» número de periodistas muertos en Gaza

Un grupo de relatores de Naciones Unidas ha denunciado este jueves el «extraordinariamente alto» número de periodistas y trabajadores de los medios muertos, heridos y detenidos en los Territorios Palestinos Ocupados durante los últimos meses, especialmente en la Franja de Gaza, sometida a una ofensiva militar por parte de Israel tras los ataques ejecutados el 7 de octubre por el Movimiento de Resistencia Islámica (Hamás).

«Estamos alarmados por el extraordinariamente alto número de periodistas y trabajadores de los medios muertos, atacados, heridos y detenidos en los Territorios Palestinos Ocupados, particularmente en Gaza, durante los últimos meses, que supone un desprecio flagrante al Derecho Internacional», han manifestado. Así, han resaltado que la ofensiva en Gaza se ha convertido ya en el conflicto más mortífero para los periodistas en la historia reciente, con más de 120 periodistas y trabajadores de los medios muertos. Además, tres periodistas han muerto en Líbano por ataques de Israel, mientras que cuatro periodistas israelíes murieron en los ataques ejecutados por Hamás.

Los relatores han recalcado además que decenas de periodistas palestinos han sido detenidos por las fuerzas israelíes en Gaza y Cisjordania, donde se ha registrado un aumento del «acoso», la «intimidación» y los «ataques» contra reporteros. «Condenamos todos los asesinatos, amenazas y ataques contra periodistas y pedimos a todas las partes en conflicto que los protejan», han manifestado.

«Rendimos un tributo especial al valor y la resiliencia de los periodistas y trabajadores de los medios en Gaza, que siguen poniendo en peligro su vida todos los días para llevar a cabo sus funciones mientras hacen frente a enormes dificultades y a la trágica pérdida de colegas, amigos y familias en uno de los conflictos más sangrientos e implacables de nuestro tiempo», han dicho.

En este sentido, han hecho hincapié en que «en pocas ocasiones han pagado un precio tan alto los periodistas por hacer su trabajo como aquellos que están ahora en Gaza», antes de poner como ejemplo el caso del periodista Uael al Dahdú, jefe de la oficina de la cadena de televisión qatarí Al Yazira en Gaza.

Al Dahdú perdió a su esposa, dos hijos y un nieto a causa de un bombardeo israelí en octubre de 2023, resultó herido en un ataque con dron a finales de diciembre en el que murió su cámara y perdió en enero a otro de sus hijos, también periodista de Al Yazira, en otro ataque por parte de Israel contra el vehículo en el que viajaba.

«Hemos recibido informes preocupantes sobre que, a pesar de ser perfectamente identificables como periodistas por sus chalecos y cascos o viajar en vehículos marcos como prensa, los periodistas han sido atacados, lo que parece indicar que los asesinatos, heridas y detenciones son una estrategia deliberada de las fuerzas israelíes para obstruir a los medios y silenciar las informaciones críticas», han reseñado. Por ello, han subrayado que «en momentos de conflicto, el derecho a la información es un ‘derecho de supervivencia’ del que dependen las vidas de los civiles».

«Los periodistas juegan un rol indispensable como fuente vital de información, como defensores de Derechos Humanos y testigos de atrocidades, informando de violaciones y abusos del Derecho Internacional Humanitario y los Derechos Humanos». «Los periodistas deben contar con protección como civiles, según el Derecho Internacional Humanitario.

Los ataques y los asesinatos de periodistas son crímenes de guerra», han recordado, antes de criticar que Israel haya impedido el acceso de periodistas extranjeros a Gaza, salvo que vayan empotrados con sus tropas. «Los ataques contra los medios en Gaza y las restricciones a otros periodistas a la hora de acceder, así como los graves cortes de Internet, son grandes obstáculos para el derecho a la información del pueblo de Gaza y del mundo exterior», han argumentado, antes de reclamar a Israel que permita el acceso a estos periodistas y protejan a los que están ya en los Territorios Palestinos Ocupados.

Por otra parte, han reclamado «a las partes en conflicto» que permitan «investigaciones rápidas, independientes e imparciales» sobre la muerte de periodistas y han solicitado a la Corte Internacional de Justicia (CIJ) y al Tribunal Penal Internacional (TPI) que «presten especial atención al peligroso patrón de ataques e impunidad por los crímenes contra los periodistas, que se ha intensificado desde el 7 de octubre».

«Los ataques y asesinatos de periodistas en los Territorios Palestinos Ocupados deben terminar», han apostillado. (Infobae)

Si nuestros contenidos son de utilidad, te invitamos a compartir en tus redes sociales: